30 enero 2007

El Reino del Desplome (Leaning Tower, 1961). Segunda Parte





Segundo Intento (17-24 Junio, 1961)

Calor, turistas y humo. Eso era Yosemite en Junio de 1961. Y cuando digo calor, es calor. El mayor calor que recordábamos en el valle. La Leaning Tower seguía igual de prohibitiva que en diciembre, pero en otro sentido: ahora era la pared de un horno gigante, reflejando calor y dolorosa al simple tacto.
Sábado y domingo, Warren y yo, con la ayuda de mi cuñado, Chris Westphal, porteamos suministros y material hasta la repisa. La escalada en si misma no comenzó hasta la tarde del domingo.
Warren lideró hasta bien entrada la noche, completando el primer largo, de unos 40 metros de distancia, y que acababa en una inmensa placa, desde donde bajó a prusik, recortándose su silueta como un pequeño objeto contra la noche, como si de una criatura de otro mundo se tratase. Destrepar las cuerdas fijadas hasta la repisa, de noche, nos pareció algo flipante. La repisa estaba completamente descompuesta, y la frecuencia con la que se nos iban los pies al pillar roca suelta, provocando desprendimientos de centenares de metros, nos hizo especialmente cautelosos. Para descender todo el talud utilizamos las linternas frontales, y llegamos a la estación de los rangers a las 11 p.m. La verdad es que estábamos algo desanimados por no saber nada de George Whitmore, el que se supone iba a ser el tercer miembro de la cordada.
A pesar de todo, el lunes por la mañana, Warren y yo trepamos de nuevo el talud, decididos a forzar la ruta lo más alto posible. Yo aseguraria en estribos desde el punto más alto de la vía, mientras Warren burilaba hacia arriba.
Respiré hondo, cargué presión sobre mi prusik de pecho, y abandone la repisa de un salto. Al instante me encontraba colgando en el vacío, a unos 8 metros de la pared. Era como colgar de un avión, una experiencia verdaderamente fantástica. Cuando alcancé la línea de caída a plomo, y empecé a ascender, comencé a rotar como un yoyó atascado. Warren riendo como un loco, no era la mejor ayuda en aquellos momentos. Pero pronto descubrí que mirar de frente a la cuerda, y concentrarse únicamente en la maniobra, era lo mejor para que la rotación no me mareara. Al llegar al último buril, colgué de el una pequeña guíndola de madera, y pronto estuve preparado para asegurar a Warren. Él subió hasta mi, y procedió superarme, entre un embrollo de cuerdas y anillos de estribo. El desplome nos separaba a ambos de la pared, y nos impresionaba al ver los 150 metros de vacío hasta el talud. Entonces comenzamos a descojonarnos de lo ridículo que parecería aquello, visto por los turistas desde el parking de Brideveil Fall. Era una risa más bien nerviosa y forzada, sobre todo porque los dos colgábamos de un único buril en ese momento.
Warren se puso a trabajar en seguida, golpeando una y otra vez, con gran resistencia, el burilador Rawl. El extremado desplome de la pared ocasionaba un gran cansancio en su espalda y sus pies, permitiendo únicamente diez o doce mazazos antes de un obligado descanso. Además los calambres en sus manos eran continuos, debido a tener que estar apretando el burilador constantemente, por encima de la cabeza. Ocasionalmente, mientras descansaba, remontaba hasta su altura una botella de plástico, llena de un repulsivo y caliente zumo de naranja. El sol nos marchitaba continuamente, sofocando nuestro deseo y ambición. Yo dormitaba en la reunión, despertando de vez en cuando. Y después de lo que pareció una eternidad, el sol acabó de recorrer el firmamento, y llegó la noche. Nuestra recompensa de aquel día: tan solo 10 metros de ardiente granito.

Esa noche seguimos sin noticias de George. Nos encontramos con Glen Denny, un escalador alto y pelirrojo que había escalado bastante en Mount Conness y en la Keeler Needle, y no hubo que contarle mucho para persuadirle de que nos acompañara. Muy contento, se quedó a dormir en el Campo 4 con vistas a empezar pronto con la tarea el martes por la mañana. Al amanecer Warren y Glen comenzaron a trepar juntos el talud, delante de mí. Nuestra escalada estaba comenzando a atraer turistas como si fueran moscas. Un tipo curtido y barbudo comenzó a ascender el talud junto a mí. Era George. Por fin, la cordada estaba completa. Desde que el estuvo en la repisa de salida, pude tomar parte del día para sacar fotos y disfrutar la escalada en plan turista. Cogí unos anteojos, y guardé silencio para escuchar los detalles, tuve una interesante tarde. Un viejo amigo tenía un telescopio con el que podíamos ver la oreja de Warren con todo lujo de detalles. Comentarios que iban desde “Locos ridículos” hasta las más erróneas y elaboradas descripciones de lo que estaba sucediendo allí arriba, era lo que se podía escuchar a ese nivel. Me quedé asombrado de lo desinformada que estaba la gente del mundo de la escalada. Algunos creían que lanzábamos la cuerda desde la repisa y ésta quedaba místicamente enganchada en la pared, para luego remontarla a pulso.


El miércoles Warren había alcanzado el final del segundo largo, debajo de una zona muy desplomada y larga. Los tres buriles a los que fijó la segunda línea de cuerda fija eran bastante malos, con lo que decidí asegurar desde uno más alto. Por arriba, Warren continuaba abriendo camino, mientras George, más abajo, remontaba la primera cuerda fija para desenredar unas cuerdas liadas. Mientras ajustaba mi reunión para asegurar sentado, noté una mancha de polvo blanco en mi pantalón. El buril al que estaba anclado se había doblado hacia abajo, y parecía a punto de salirse. Entonces pegué un rápido cambio al estribo de cordino que tenía colocado en un buril superior. George, que colgaba por debajo de mí, batió el record olímpico de descenso a prusik…Con el corazón palpitando en plan salvaje, veía como Warren me enviaba desde arriba el kit de burilar, con el que coloqué un buril de 8 mm, que até al anterior, y que me devolvió la sensación de seguridad.
Warren tomó esta sección por la derecha, y alcanzó el principio de la escamosa fisura, donde dio fin al tercer largo. Subí a prusik por la cuerda de escalada, extrayendo los buriles que había entre nosotros. Andábamos escasos de chapas, y los bolts se iban arrancando fácilmente, mientras yo me preguntaba si hubieran aguantado una pequeña caída.
A las 5:30 de la tarde, torrado y cansado, alcancé la reunión. Agotados y sedientos, con aquel zumo de naranja calentorro que no apagaba nuestra sed, decidimos interrumpir la escalada, y bajar a prusik.

El jueves, George y yo nos despertamos con la llegada de los coches de los primeros turistas. Las noticias sobre la escalda se estaban extendiendo. De camino nos encontramos con un fotógrafo de las noticias de televisión, y le ayudamos a portear las cámaras hasta el comienzo de las repisas, donde se pasó el día haciendo tomas.
Por arriba, Warren y Glen trabajaban duro en la fisura escamosa. Alternando pitones y buriles, escalaron durante todo el día, a unas temperaturas cercanas a los 40 grados centigrados. Al haber ganado una buena distancia, decidieron prolongar la escalada durante la noche, para así poder aprovechar las horas más frescas. Yo aguardaba en la línea de cuerdas fijas, en la gran repisa, y George se instaló en una cueva, entre los bloques del talud. Yo no tenía buena comunicación con la cordada, pero nos trasmitíamos los mensajes, vía George de intermediario.

La noche fue preciosa. Cada estrella brillaba en el firmamento. El golpeteo de los buriles seguía persistiendo. También podía escuchar el resonar de los gritos de la cordada, al perderse hacia el oeste desde la faz del espolón. Aquello duró hasta las tres de la mañana, momento en el que puede echarme una cabezada hasta el amanecer. En algún momento de la noche, Warren y Glen alcanzaron una repisa inclinada a la que llamaron la “La Repisa del Guano”. Los nidos de unas aves quedaban justo en la vertical. Una travesía de unos seis metros les llevó a otra repisa bautizada como “Ahwahnee”, con un increíble vivac como pocas veces hayamos visto en pared. Fue un monumental golpe de suerte, encontrar aquella insospechada mella en la acorazada superficie de la Torre.
Cuando desperté el viernes, destrepé en busca de George, y después de hacernos un pequeño desayuno, George comenzó a gritar para comunicar con Warren, unos 300 metros más arriba, ¿Cómo se vería todo desde allí arriba?


La repisa Ahwahnee

Lo que quedaba no podría ser tan duro como lo que ya habíamos escalado. Pero allí arriba, las defensas de la pared se multiplicaban: continuos muros desplomados jalonados de pequeños techos por todos lados, y, cerca de la cumbre, un enorme desplome triangular. Si pudiésemos enderezar la Torre, aquello sería una fácil escalada de quinto grado.
Gerorge subió a prusik a su encuentro, con comida y agua. Las cuerdas se habían rizado enormemente durante la noche. Yo iba detrás, y recuperé muchos buriles más, del cuarto y del quinto largo. Por la tarde llegué a la “Guano Ledge”. Allí encontré unas caras demasiado exhaustas, que aparentaban significar una derrota. Por encima, la pared se mostraba muy poco prometedora. No se podía avanzar. El sofocante calor unido a la dureza de la escalada, había podido con nosotros. Glen y yo bajamos a prusik al caer la noche, y Warren y George bajaron al día siguiente.
Warren había liderado la apertura durante los últimos seis días de escalada, bajo un calor inhumano, y sin descanso durante toda la noche del jueves. Toda una increíble demostración de tenacidad y aguante.

Para eludir las altísimas temperaturas de valle, guardamos todo el material de escalada en el coche de George, y salimos a toda prisa para Tuolumne Meadows. Allí lo ordenaríamos sobre una fresca pradera. Después de comer, regresamos todos a casa. Pasarían más de tres meses, antes de que regresáramos a la batalla en aquella pared.

26 enero 2007

Marcha Protesta en LA PEDRIZA


La Marcha en Defensa de La Pedriza es el próximo Sábado 27 de Enero de 2007 a las 10:00 de la Mañana, en la puerta de acceso al parque regional de La Pedriza del Manzanares.

La puerta de acceso es donde la valla.









22 enero 2007

Vamos a darle caña a los grados


Está a punto de salir algo a la luz. Esto es lo último que se habló en las Jornadas Técnicas de Escalada Artificial en Vilanova de Meià sobre la graduación de la escalada artificial.

_____________________________

El principal objetivo de este documento es llegar a un acuerdo sobre una nueva graduación de los itinerarios con escalada artificial.

La evolución de los materiales y las técnicas utilizadas en la escalada artificial ha llevado a esta especialidad hasta un nivel muy alto, hasta tal punto que la graduación que refleja la dificultad de los itinerarios supone una limitación al ser una graduación cerrada.

La escala actual tiene siete grados de dificultad y algunas subdivisiones, sin posibilidad de ampliación. La dificultad es A6 y cuando ha sido necesario replantear una mayor dificultad, como en el caso de la "new wave" en Yosemite, lo que se ha hecho a sido rebajar y ajustar la escala anterior, asignando un grado inferior a las vías. En la década de los años 80 sucedió lo mismo con la graduación de la escalada libre y algunos de los V+ de entonces al adoptarse una escala abierta pasaron a ser 6b.
Por tanto, la necesidad de utilizar una escala abierta es evidente, y el acuerdo sobre este aspecto parece unánime.

Otro punto conflictivo en la graduación actual es que se asocia en un mismo grado dificultad técnica y exposición. De tal manera que un mismo grado puede ser el resultado de situaciones muy diferentes, sea por dificultad técnica o por exposición. En consecuencia la graduación no aporta información fiable y de utilidad. Se debería separar la información sobre la dificultad técnica y el grado de exposición en dos vertientes bien diferenciadas. Esta sugerencia de separar dificultad técnica y exposición cada día tiene el soporte de más y más gente por todas partes (Francia, Austria, España, etc.).

Como tercer punto que motiva el cambio de escala de graduación de dificultad de la escalada artificial se debe incluir la utilización de diversas éticas que no se ven reflejadas en la graduación, como no sea en una nota al margen ("sin martillo", “escalada limpia”, "sin expansiones", etc.) y sin especificar que entiende cada uno de los graduadores por los mencionados conceptos o notas. Por ejemplo si tomamos el concepto "sin martillo", no quiere decir necesariamente que la ruta en cuestión se haya ascendido de esta manera, puede ser que el aperturista lo utilizase, pero que actualmente se puede realizar la ascensión sin su utilización. No todo el mundo usa el martillo de la misma forma y esta información pasa a ser subjetiva y poco clara.

Partiendo de estas consideraciones se puede proponer una nueva graduación que las tenga en cuenta y vaya un poco más allá para satisfacer las necesidades actuales.

En principio se detallan los criterios o aspectos a tener en cuenta al asignar una graduación a un determinado tramo, largo o itinerario.
La valoración de la dificultad se puede definir de una forma básica según:
 El tipo de ética utilizada en la ascensión
 El nivel de dificultad técnica
 El grado de exposición
 El material utilizado
 La inclinación de la pared

Se pueden incluir otros aspectos como el compromiso (posibilidad de rescate), la calidad de la roca, la climatología de la zona, etc. Pero son cuestiones difíciles de comparar y en algún caso subjetivas.
Analizando en detalle los criterios expuestos existen 2 de ellos que se encuentran incluidos en otra información que suele aparecer en los croquis de los itinerarios como son el material utilizado y la inclinación de la pared.
La lista del material utilizado o necesario para repetir un itinerario ya puede dar una idea de la dificultad que se puede encontrar en la ruta.
La inclinación de la pared se puede conocer observando el croquis del itinerario, identificando los techos, desplomes y placas por los cuales discurre.
Por tanto, la cuestión de graduar un itinerario de escalada artificial resulta sencilla, pues solo se deberá prestar atención a la ética utilizada en la ascensión, la dificultad de colocación de los puntos de progresión y el grado de exposición en caso de caída.


Ética
Como ética se entiende la mentalidad, los recursos utilizados y la forma de utilizarlos. Se proponen como éticas a codificar les siguientes:
• C (Clean) Indica que se utiliza la ética de la escalada limpia, sin utilización de martillo, ni puntos fijos permanentes que pueden dañar la roca.
• F (Fijo) Cuando se usa la ética de la escalada limpia para realizar la ascensión (sin utilización de martillo), pero existen puntos fijos de progresión o seguro que se colocaron anteriormente.
• X (sin eXpansiones) Para itinerarios en los no se utilizan expansiones, pero no se ascienden con la ética de la escalada limpia y se utiliza el martillo para colocar puntos de seguro y/o progresión.
• A (Artificial clásico) Indica que se utiliza martillo y cualquier tipo de punto de progresión fijo o móvil.

Se podrían incluir más opciones, pero no dejan de ser variantes o combinaciones de estas básicas y solo llevarían a complicar las cosas.


Graduación técnica
La graduación técnica se propone como una escala de graduaciones abierta, es decir sin un límite determinado, y estaría representada por un número siguiendo un orden creciente a partir del 0.

Para asignar un grado de dificultad se tendrá en consideración la dificultad de equipamiento para progresar y la cantidad del mismo. Indirectamente se tiene en cuenta la inclinación de la pared, pues a mayor inclinación mayor dificultad para encontrar una posición estática de equilibrio para ubicar las piezas necesarias.

El conjunto de técnicas y materiales adicionales necesarios para llevar a cabo una ascensión de cierta envergadura se deberá incluir como información adicional, independientemente de la graduación técnica.
Este último elemento a considerar se refiere por ejemplo a la técnica necesaria para arrastrar pesos, no es una técnica para ascender en escalada artificial, pero si se deben pasar diversos días en pared es del todo necesario conocerla y dominarla.
Según lo expuesto anteriormente y para intentar llegar a un acuerdo se propone la siguiente escala de graduación técnica:
# Descripción Ejemplo
0 progresión sin utilización de estribos (equipado)
1 equipado Línea de expansiones
2 colocación fácil Fisura regular con friends
3 colocación ligeramente difícil Fisura ligeramente irregular donde hay que prestar atención a la colocación
4 colocación difícil Fisura irregular donde hay que encontrar la posición adecuada para la pieza usada
5 colocación muy difícil Son precisas las dos manos para colocar la pieza seleccionada
6 colocación ligeramente complicada El punto de progresión se compone de diversos elementos
7 colocación complicada El punto de progresión se compone de diversos elementos de difícil colocación
8 colocación muy complicada El punto de progresión es múltiple
9 ....

Para aquellos que quieran hacer una graduación más precisa, a cada uno de los grados a partir del 2, este incluido, se podrá matizar con las letras a, b o c según la cantidad de puntos a colocar sea escasa, frecuente o profusa respectivamente.
Para valorar estas cantidades y teniendo como ejemplo un largo en el cual se pueden llegar a colocar 50 pasos, hasta 10 pasos (20%) sería escasa (a), hasta 25 (50%) sería frecuente (b) y por encima de esta cantidad profusa (c).
Los porcentajes mencionados lo son a título informativo y para dar una visión global. Por ejemplo en un largo en el cual solo hay una sección de artificial de 5 pasos y 3 se deben colocar, no se ha de hablar de una colocación masiva o profusa, sino escasa, independientemente de la dificultad de los mismos.
Se da por sentado que la graduación asignada a una sección, largo o itinerario se efectúa por parte de un escalador que domina la técnica necesaria para superar el terreno que se le presenta, que dispone y utiliza el material correspondiente a la ética con la cual está ascendiendo y que procura que su ascensión sea lo más segura posible.
Ejemplos de graduaciones incorrectas son:
• equipar una fisura desplomada sin dominar la técnica de progresión en desplome.
• ascender por una placa utilizando la ética de escalada limpia y al usar un ponte de roca, no hacerlo con un cordino, sino con un gancho para ir más deprisa.
• ascender un tramo de expansiones equipadas asegurándose solo en algunas de ellas para ahorrar material.

Siempre se valorará un grado según las posibilidades máximas de la ética utilizada. Disponiendo del material necesario, aprovechando todas les posibilidades que ofrece el terreno tanto para progresar como para asegurarse y con el dominio de la técnica.


Exposición
La escala de exposición se basa en el número de pasos no fiables. Siendo esta opción la que puede proporcionar el dato más objetivo y de mayor facilidad de contabilización.
Se puede considerar un seguro como fiable si aguanta una caída por dura que esta sea. Se puede dar el caso que un seguro sea fiable para los 5 primeros metros, pero si continuamos ascendiendo sin poner nada más que se pueda considerar fiable, automáticamente este seguro pasa a no ser fiable.

Para indicar el grado de exposición basta con poner el numero de pasos no fiables precedidos de la letra E (Por ejemplo E7 quiere decir 7 pasos seguidos no fiables).


Observaciones finales

Algunas de las combinaciones entre ética, grado de dificultad técnica y de exposición no son congruentes y de imposible aplicación.

C0 La C indica ética de escalada limpia, mientras que el 0 indica que es una vía equipada y que no se necesitan estribos, este caso solo se puede dar si se sube en libre, no en artificial.
C1 La C indica ética de escalada limpia, mientras que el 1 indica que es una vía equipada, este caso solo se puede dar si se sube en libre, no en artificial.
_____________________________________





PARA OPINAR AL RESPECTO, DAR IDEAS Y SUGERENCIAS:



21 enero 2007

Foro de escalada Artificial

Se abre un foro donde tratar dudas e impresiones sobre la escalada artificial y el big Wall


En consecuencia a las I Jornadas técnicas de escalada artificial, se abre este foro que procura poner en contacto a todos los amantes de los pedales.

Para poder comenzar a utilizarlo hace falta darse de alta.

18 enero 2007

OBRAS EN LA PEDRIZA



MAQUINARIA PESADA SE ADENTRA
EN LA PEDRIZA



¡¡YA NO HAY VUELTA ATRÁS, SÓLO QUEDA LUCHAR!!

VER VÍDEO





15 enero 2007

Vilanova de Meià

"Santi recordando la oscarizada Titanic"


Fue increible e ingraduable... Más adelante intentaré poner un resumen de lo que fueron las Jornadas.


Propuesta de Graduación



Está claro que todo aquel que busca información de una vía antes de ir a escalarla, quiere encontrar algo fiable. Eso no ocurre con la graduación de hoy día en la escalada artificial y es por ello que se intenta conseguir una nueva escala que realmente de una información lo más fiel y real de lo que se va a encontrar una persona a la hora de repetir una vía.
Hasta ahora nos habíamos acostumbrado al A0, A1, A2, A3, A4 y A5. Una escala cerrada que no es de fiar para la mayoría de las personas, ya que cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia.

Para comenzar se quiere hablar de ética en el artificial:
-Escalada limpia (sin el uso de la maza)
-Escalada sin expansiones (con el uso de la maza pero sin expansiones en todo el recorrido)
-Escalada con maza y con expansiones

Hoy día con el nuevo material se pueden forzar bastantes itinerarios sin hacer uso de la maza, pero aprovechando material Fijo de la pared.

Todo esto tiene una letra dentro de la nueva graduación:
  • Escalada sin maza ( C de Clean)
  • Escalada sin expansiones (X de eXpansiones)
  • Escalada con maza y expansiones ( A )
  • Escalada limpia aprovechando material fijo ya puesto en la pared ( Cf)
_______

Para indicar la dificultad del artificial se utiliza una escala numérica abierta. Esta comienza en el número 0 y termina de momento en el número 8. Esta es la descripción de cada número:

0: progresión sin utilización de estribos (equipado)
1: equipado. Ej. Línea de expansiones
2: colocación fácil. Ej. Fisura regular con friends.
3: colocación ligeramente difícil. Ej. Fisura ligeramente irregular donde hay que prestar atención a la colocación.
4: colocación difícil. Ej. Fisura irregular donde hay que encontrar la posicón adecuada para la pieza usada.
5: colocación muy difícil. Ej. Son precisas las dos manos para colocar la pieza.
6: colocación ligeramente complicada. Ej. El punto de progresión se compone de diversos elementos.
7: colocación complicada. Ej. El punto de progresión se compone de diversos elementos de difícil colocación.
8: colocación muy complicada. Ej. El punto de progresión es múltiple.
9 ....



_______

Ya por último hay que graduar la exposición de un largo de forma más o menos objetiva. Para ello utilizamos la letra ( E ) de exposición y el número de seguros no fiables seguidos que hay.

E12, E8, etc...



La nueva propuesta de graduación da tres informaciónes de forma muy sencilla. Ética, dificultad y exposición. Estos son algunos ejemplos de artificiales en la Pedriza graduados con la nueva escala:

Normal del tolmo: A1 EO
Tiziano II: A1 E0
Maripaz: A1 E0
UBSA puente de los pollos: A1 E0
Clavel Rojo: A1 E0 (fisura C3f)
Francisco Prieto en la Vela: C2 EO
Gálvez Luengo: C6f E6
Espolón Geta C5f E3





12 enero 2007

El Mirall Impenetrable en solitario

croquis de www.caranorte.com



- Noticia Bigwallera -

Josep Maria Esquirol firma la primera solitaria de abajo arriba, del tirón y sin ayudas en sus siete largos, a este A5 de la Pared de L'Aeri, Montserrat.
















Enhorabuena Josep Maria

10 enero 2007

¡Roban Piedras Rojas!

"¡Han robado Piedras Rojas.!"

Parece increible pero según fuentes por confirmar, Piedras Rojas ha sido robada por los Norteamericanos.

Al parecer la noticia roza el drama. Un grupo de escaladores fueron a Piedras Rojas a disfrutar de sus bellas fisuras y tras cientos de kilómetros, sólo dieron con un secarral. No daban crédito, parecía increible, menuda frustración... pero así de triste era la realidad.

¿Qué ha pasado en Tabernas? Es probable que el equipo de Iker Jiménez se ponga en marcha para resolver el misterio de Piedras Rojas. El espíritu de Arsenio Lupín pudo haberse manifestado en Almería.

Sin embargo, el equipo de investigación periodística de A5 Lunnis intenta resolver el misterio yendo a Tabernas para hablar con su gente.





(Portada del National Geographic dedicada a Piedras Rojas, nuevo paraiso EEUU enclavado en Utah)



Por lo visto Pedro Hidalgo, vecino del pueblo, vio cómo una mañana de Domingo, un grupo militar invadió Tabernas en busca de Piedras Rojas. Amablemente nos cedió unas fotografías tomadas el día de la invasión.


(entrada a Tabernas a la fuerza)



A la pregunta de ¿cómo se llevaron todas esas piedras? Pedro respondió de una forma sencilla y segura: "En avión"

Por lo visto el Sábado (día anterior a los sucesos) el pueblo celebraba un macrobotellón y Pedro fue el único testigo del misterio de Piedras Rojas ya que todos los conciudadanos estaban de resaca en sus casas y no recuerdan absolutamente nada.

Seguiremos informando...



("Nos llevamos Piedras Rojas a casa", celebra un soldado)





(Piedra a piedra en aviones Hércules desaparece nuestro paraiso)

08 enero 2007

Preparándose para Vilanova.

Ya queda menos para las Jornadas Técnicas de Escalada Artificial.

Transcribo el material recomendado para llevar a las Jornadas:

  • Para las charlas teóricas y debates: Material para tomar notas.(boli y cuaderno)
  • Para todos los talleres prácticos: Material personal para la escalada artificial (casco, arnés, estribos y aparato para asegurar)
  • Material específico sugerido para cada taller:
    • Montaje de reuniones: cintas largas para reunión con 4 mosquetones de seguro
    • Técnica de progresión en desplomes:Cinta probadora (Daisy Chain y cintas exprés
    • Recursos de progresión: Clavijas, falcas, plomos, fisureros, etc... (lo que tengas)
    • Técnica para arrastrar petates: Bloqueadores y poleas
  • Saco de dormir (hay literas con colchón)
  • Ropa de abrigo dada las fechas que estamos por si hay algún despistado/a que aparece en tanga.
COMIDAS

Los que estan inscritos tienen incluido en el precio la comida y la cena del sábado y la comida del domingo. Cada cual se monta el desayuno según la actividad a desarrollar
Para echarle un ojo a la casa de colonias
http://www.peretarres.org/casasdecolonias/meia.html

En la web de la ECAM pondrán un croquis de como llegar



(Se recomienda ir guapos y bien aseados)

06 enero 2007

De cabeza al convento

(Croquis de la vía)

Poco a poco vuelvo a esto de la escalada. Esta es la reseña de una vía muy tranquilita que hice el otro día en las placas del Halcón.

Para quien desconozca el lugar, las Placas del Halcón es un lugar bastante interesante para todos los que desean hacer escalada de varios largos (hasta 5 largos) pero que no quieren encontrarse con un nivel de dificultad elevado o que se sientan más que vagos (a 30 min. del coche)


En nuestro caso decidimos escalar una vía que mezcla la escalada en adherencia con fisura de autoprotección. La vía en cuestión "De cabeza al convento" fue equipada en 1996 por Tino Núñez y Patricia Arias y cuenta de un total de 4 largos.


Primer largo: (55 m. V+/6a 10 parabolts más o menos)
Es un largo sencillo aunque se encontraba algo resbaloso por el calor. A los 8 metros tiene unos pasos más técnicos y luego hasta la reunión en adherencia.

Segundo largo: (55 m. IV 7 parabolts más o menos)
Andando o corriendo (como se quiera) hasta una chapa. Ahi tiene el paso más técnico del largo que una vez superado seguimos andando o corriendo hasta una reunión a la izquierda de un árbol.

Tercer largo: (40 m. 6a un alien amarillo y un fisurero del nº 3.
2 parabolts en placa)
Comienzas metiéndote entre un árbol y la pared subiendo por una fisura muy fácil hasta un buen reposo invertido. Proteges con un fisurero y un alien. Coges aire empotras dedos y llegas a un reposo de empotrar mano a placer. Luego un segundo tirón y llegas a la salida de la fisura y ya por placa de setas hasta la reunión.

Cuarto largo: (50 m. III+ 6 parabolts más o menos)
Corriendo o andando ( a lo mejor hay alguna sección en la que pondremos las manos) llegas hasta la reunión. Existe un 5º largo muy fácil para llegar a la cima pero que no hicimos.

Descenso: 3 rapeles de 60 metros.
De la reunión que estábamos bajamos a la reunión de la Chad e hicimos un rapel hasta sobrepasar el techo de la Chad. Luego un segundo rapel de 50 metros más o menos hasta una reunión a la izquierda para de un tercer rapel de 60 metros llegar a pie de vía.

Material empleado para la vía: 12 cintas expres, un fisurero del número 3, un alien amarillo. Reuniones equipadas. Preveer los rapeles de 60m o con rapeles de 30m hay que destrepar una canal.